Las prácticas de gobierno corporativo en diferentes países están influenciadas y determinadas por una variada mezcla de leyes, reglamentos, cultura y costumbres. La siguiente reseña se destacan una serie de ámbitos en donde estas influencias se manifiestan con mayor fuerza. En cada sección se destacan las características y prácticas que hacen que el gobierno corporativo en Chile diferente de otros países. Aquí encontrarás información acerca de la concentración de la propiedad, cómo están constituidos normalmente los directorios chilenos, los requisitos para los directores independientes y los comités de auditoría, los derechos que los accionistas poseen, el rol de los inversionistas en el gobierno corporativo, y muchos otros temas.

Propiedad

En Chile la propiedad de las compañías se encuentra altamente concentrada, situación que explica la regulación local de gobierno corporativo, donde el tema principal es la protección de los accionistas minoritarios. Hay diversos puntos de vista acerca de la alta concentración de propiedad entre las empresas chilenas: algunos ven esto como una forma para crear y proteger el valor, especialmente durante los períodos de crisis económica. Otros, en cambio, ven la alta concentración de la propiedad como el potencial para extraer valor desde los accionistas minoritarios, y como algo que podría conducir a conflictos de intereses entre los accionistas, exacerbar los problemas de agencia, permitir el uso inadecuado de información privilegiada, y en casos extremos, el comportamiento poco ético.

Datos de un estudio del año 2002 muestran que los cinco principales accionistas mantienen cerca del 80% de la propiedad (Sociedades Anónimas Abiertas).

Directorios

Los directores son responsables de la administración de la empresa en interés de todos sus accionistas, independientemente de aquellos que los hayan elegido como directores. Por lo tanto, la presencia de directores independientes, sin vínculos con los ejecutivos o los accionistas mayoritarios es considerada un elemento destacado para procurar el buen gobierno corporativo.

En general dentro de Chile, los directorios de las sociedades anónimas cotizadas en bolsa están, en su mayoría, compuestas por representantes del accionista mayoritario. En lo que respecta a la selección y rotación de los directores, en general los directores permanecen en su cargo al menos tres años y no se proponen perfiles.

Los Comités de Auditoría

De acuerdo a la ley N° 18.046, las sociedades cotizadas deben formar un comité de directores de entre los miembros de su directorio si cumplen con un patrimonio bursátil igual o superior al equivalente a 1.5 millones de unidades de fomento y que a lo menos un 12,5% de sus acciones emitidas con derecho a voto se encuentren en poder de accionistas que individualmente controlen o posean menos del 10% de tales acciones. Entre las funciones de este comité se cuenta examinar los informes de los inspectores de cuentas y los auditores externos; proponer auditores externos y agentes de la clasificación de riesgo privado; analizar los planes de compensación de empleados, gerencia y ejecutivos, y examinar otras materias como se indica en el cuerpo de la ley. Con la última modificación realizada, se busca que todos los comités de directores estén compuestos en su mayoría por directores independientes.

Auditores Externos

En cualquier mercado, una característica central de la fiabilidad de la información financiera es la presencia de auditores independientes. Recientemente, durante el año 2009, Chile promulgó la Ley 20.382, que, entre otras medidas, incorpora requisitos para la independencia del auditor externo. Con el fin de preservar su independencia, los auditores externos deben limitar la prestación de servicios distintos de auditoría. Entre los servicios distintos de auditoría prohibidos para las  Sociedades Anónimas se encuentran los servicios de auditoría interna, desarrollo o aplicación de sistemas contables y teneduría de libros sistemas.

Rol de los Inversionistas Institucionales

Mientras que la propiedad está muy concentrada, los inversores institucionales desempeñan un papel importante en el Gobierno Corporativo como accionistas minoritarios. Los fondos de pensiones (Administradoras de Fondos de Pensiones o AFP) son un actor importante en el escenario de gobierno corporativo de Chile, principalmente como directores, y en segundo lugar como promotores de mejores prácticas de Gobiernos Corporativos en las empresas donde participan.